Nuestro Pan Diario ” Caminos Misteriosos “

Nuestro Pan Diario ” Caminos Misteriosos “

616
Compartir

Caminos Misteriosos

Cuando mi hijo empezó a asistir a las clases de chino, me maravillaron las notas que llevó a casa después de la primera sesión. Como mi lengua nativa es el inglés, me resultaba difícil entender que esos caracteres se relacionaran con palabras habladas. Parecía increíblemente complejo… casi incomprensible.
A veces, tengo la misma sensación de desconcierto cuando pienso en cómo actúa Dios. Sé que Él declaró: «Porque mis pensamientos no son vuestros pensamientos, ni vuestros caminos mis caminos» (Isaías 55:8). Aun así, algo dentro de mí siente que debería ser capaz de entender por qué permite ciertas cosas. Después de todo, leo su Palabra con regularidad y su Espíritu Santo vive en mí.
Cuando me siento con derecho a entender sus caminos, trato de recuperar la humildad. Intento recordar que Job no recibió una explicación de su sufrimiento (Job 1:5, 8). Luchaba por entender, pero Dios le preguntó: «¿Es sabiduría contender con el Omnipotente?» (Job 40:2). Entonces, respondió: «He aquí que yo soy vil; ¿qué te responderé? Mi mano pongo sobre mi boca» (v. 4). El patriarca quedó sin palabras ante la grandeza de Dios.
Aunque los caminos del Señor parezcan a veces misteriosos e incomprensibles, podemos descansar confiados en que son más elevados que los nuestros.

Si sabes que la mano de Dios está en todo, puedes dejar todo en sus manos.
  

Padre, aunque no entienda, ayúdame a confiar en ti.